viernes, 9 de noviembre de 2012

Sale el sol por la mañana.


Cuando la naturaleza nos sobrecoge.

Esta imagen la tome en la salida del sol de la playa de El Campello el día de su desembarco.
Lo que la hace especial no es el contraste o colorido del cielo, si no esa sensación que te deja al leerla mas detenidamente...
Como toda fotografía nunca es fiel al 100% sobre la realidad que queda en la retina y memoria de esa imagen.
Intentas procesarla para que se parezca lo máximo posible pero nunca consigues esa sensación de espacio que solo te da la realidad...
La inmensidad del espacio azul que se divide el bandas amarillas y naranjas, cada vez mas pequeñas y nos devuelve a esa tierra que es nuestro hogar.
El paso de lo inmenso y frio del cielo que empieza a iluminarse con los primeros rayos... Al cercano y cálido suelo que nos acoge y también nos limita.
Ese sol que se divisa entre las nubes amenazantes de lluvia con su calor y alegría.
Es la cara o la cruz dependiendo de nuestro estado de animo...
Ser libre en la inmensidad o seguro en el hogar...
Decisión difícil... Pero apasionante cada día que te levantas.
Motivo por el cual todabia te levantas... ¿Quizas?